El anciano y el mar

por | 13 Sep 13 | Rincones y gente, Santander | 0 Comentarios

Con el agua por los tobillos, pantalones remangados, el bastón en una mano y en la otra unas sandalias de cuero. El anciano, con paso lento pero firme, va recargándose de vida con sus pies desnudos en la mar. Siempre dije que hace más quien quiere que quien puede.

Post relacionados

Pasando el testigo

Pasando el testigo

El faro de la isla de Mouro da el relevo al rey sol al amanecer.

Vuelo al amanecer

Vuelo al amanecer

Más gaviotas que personas paseando sobre la arena del Sardinero.

La naturaleza es puro arte

La naturaleza es puro arte

El mar por unos instantes parece que quiere competir con sus naturales formas con las obras de Henry Moore que reposan a nuestras espaldas sobre el paseo marítimo.