Desperezándose

por | 26 Oct 19 | Cantabria, Santander | 0 Comentarios

Parece estirarse el árbol para recibir al nuevo día, sus ramas se retuercen como si estirando sus brazos estuviese. Junto a él, un banco con unas vistas envidiables. Preciosa mañana de sábado para disfrutar aún de una temperatura agradable.

Post relacionados

Fuego en el horizonte

Fuego en el horizonte

En una mañana inmensamente gris el sol busca un resquicio en el horizonte para desplegar sus encantos.

Pasando el testigo

Pasando el testigo

El faro de la isla de Mouro da el relevo al rey sol al amanecer.